Espectro de acción

Las Esencias Minerales tienen un Espectro de acción intermedio entre las Esencias Florales y los remedios homeopáticos. Cuando se ingiere físicamente una Esencia Mineral previamente reducida a polvo, nos hallamos cerca de la homeopatía y concretamente tratamos de influir sobre el cuerpo físico mediante propiedades médicas, catalíticas, nutricionales y antibióticas. En cambio, cuando se elabora una Esencia con un Mineral, por el procedimiento similar al que sirve para la preparación de las Esencias Florales, el remedio se asemeja más a éstas y sus propiedades recaen más bien en el orden etéreo.

Con ambos métodos de preparación, las Esencias Minerales tienen un Espectro de acción que influye sobre órganos concretos del cuerpo físico, mientras que los remedios homeopáticos ejercen un influjo más general sobre el cuerpo físico entero. Las Esencias Minerales transportan el patrón de una estructura cristalina que mira a las estructuras minerales y cristalinas del cuerpo físico a nivel biomolecular; de ahí que las Esencias Minerales colaboren más estrechamente con la estructura biomolecular a fin de integrar en el organismo la fuerza vital. Por último, las Esencias Minerales son intermedias entre los otros dos sistemas de medicina vibracional porque ejercen una repercusión más fuerte sobre el fluido etéreo. Las Esencias Florales proceden del vehículo vivo que sustenta el patrón de la conciencia, mientras que las Esencias Minerales amplifican la conciencia misma”. ( Aparte del libro, La Curación Energética, de Richard Gerber )